Estaciones

A la mañana siguiente el luto se deshizo del abrazo, y aun no sé si fue una despedida o una amenaza cuando me dijo que nos volveríamos a ver, el año que viene, el mismo día… la misma herida sin canas en la piel.

Aún trato de averiguarlo.

Tengo todo un año para hacerlo.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Estaciones

  1. Nuna dijo:

    …la amenazas son para los cobardes que no saben olvidar; las promesas, para quienes con valentían buscan reencontrar (incluso el dolor)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s